Detrás de todo niño difícil, hay una emoción que no sabe expresar. (Valeria Sabater)

Problemas de conducta

Como identificar un problema de conducta

A medida que vamos creciendo y nos vamos desarrollando en sociedad, tenemos que aprender a controlar las emociones y una de ellas es la frustración de no conseguir que las cosas salgan como queremos o que las personas respondan como nosotros queremos.

Esa parte de autocontrol o de gestión que nos es difícil y lo gestionamos haciendo llamadas de atención a los demás u obligando a los demás a que nos hagan caso.

Para ello se pueden llegar a extremos en el que no se respetan los derechos básicos de los demás, así como las normas y reglas sociales propias de la edad.

El problema de conducta es una conducta disruptiva, invasiva con el objetivo de gestionar nuestra emoción negativa, o para entender que el otro nos haga caso o haga lo que nosotros queremos.

Esta conducta tiene un patrón repetitivo, perturbador o agresivo que rompe la disciplina alterando la armonía de un grupo y ocasiona problemas en el proceso de enseñanza, aprendizaje y atención. Siempre y cuando no se explique por ningún otro trastorno o patología

En algunos niños llega a ser un verdadero problema y llegar a afectar seriamente el desarrollo social del niño, repercutiendo en otras áreas de su desarrollo como en el intelectual, en el motriz, en el escolar…

En PsicoSaBiE realizaremos un análisis detallado de esas causas para poder ayudar a cada niño de forma individual y poder así enseñarle las estrategias adecuadas para controlar las emociones y llevar una vida social satisfactoria y estimulante
Llámanos